São PauloSão Paulo

Inicio Volver Buscador Av. Google Maps Otras WEBS

.

Nombre:

Canal Danubio-Mar Negro

Otro: Canalul Dunăre-Marea Neagră

Localización:

Récord: 95.60 km.

Tipo: Canales

Categoría:

Foto:

Voto:

No hay votos

Continente: Europa

País: Rumanía

Localización: Rama principal, conecta el Puerto de Cernavodă con el Puerto de Constanza, rama norte conecta Poarta Albă y Puerto de Midia

Año: 1984

Estado: Terminado

Descripción:Terror a orillas del Danubio: historias del Canal de la muerte rumano

Noticias EFE

Marcel Gascón

Bucarest, 11 abr (EFE).- Se cobró la vida de 2.000 personas y arruinó la de muchos más, el Canal Danubio-Mar Negro, la mayor obra de ingeniería de la historia de Rumanía de cuyo comienzo se cumplen 60 años, fue un infierno para los disidentes comunistas obligados a trabajar en ella.

Miles de "enemigos del pueblo" se dejaron la piel y la vida en la construcción del tercer mayor canal del mundo, un proyecto megalómano y de dudosa rentabilidad que debía abrir una vía navegable entre el Danubio y el Mar Negro, y ser piedra angular de la política soviética de obras faraónicas en Rumanía.

Convoyes de prisioneros "burgueses" llegaban desde las cárceles y centros de reeducación de todo el país a orillas del gran río europeo, donde ingresaban en campos de trabajo.

Cuando en 1950 comenzaron los trabajos forzados, Nicolae Purcarea, que entonces tenía 27 años, purgaba en el terrible campo de reeducación de Pitesti su participación en un movimiento fascista.

"De día trabajábamos doce horas, rompiendo y transportando piedra. A las cinco de la mañana salíamos al trabajo, estábamos hasta la tarde. Los accidentes eran continuos. Unos morían de frío, otros de impotencia, de cansancio. De noche venía la reeducación por terror", rememora Purcarea a Efe.

La oleada de detenciones que comenzó en 1947 con la instauración de la República Popular Rumana había llenado a rebosar las cárceles de militantes de la fascista Guardia de Hierro, como Purcarea, y también de demócratas, monárquicos y sacerdotes.

Ingenieros, médicos, profesores, campesinos díscolos, militares y todos aquellos que, aun sin rebelarse, no habían acogido con suficiente entusiasmo la llegada del marxismo leninismo, eran también candidatos para trabajar como esclavos en el Canal.

"Debíamos dar cuenta de todas nuestras conversaciones, se trataba de destruir cualquier lealtad, de convertirnos en robots", dice Purcarea, que recuerda cómo les preguntaban al final de las sesiones de tortura si seguían creyendo en Dios.

"Yo respondía que sí, y el torturador decía: 'aún tenemos más trabajo contigo'", rememora con orden y lucidez a sus 87 años, 20 de los cuales los pasó en centros de detención comunistas.

Una protesta por los impuestos a los campesinos llevó al Canal al contable Stefan Rogoz cuando tenía 28 años.

"Nos obligaban a cavar al día cuatro metros cúbicos por persona, quien no cumplía no recibía comida", recuerda Rogoz.

"Nos retenían dinero por el alojamiento, por la alimentación, por la ropa y el equipamiento, y también por protección. ¡Trabajábamos para pagarles a ellos por vigilancia y protección!", cuenta con una risa amarga.

En medio del terror, la demencia de los carceleros provocó también situaciones cómicas, como cuando las autoridades ofrecieron a los peones no instruidos clases de alfabetización.

Médicos, abogados y profesores se apuntaron inmediatamente a los cursos para escapar del extenuante trabajo.

"Militares que debían esforzarse para escribir una 'a' enseñaban a escribir a auténticos intelectuales. Cuando se dieron cuenta del absurdo, cerraron la escuela", rememora divertido Rogoz.

Tras la muerte en 1953 de Stalin, que había sugerido la idea de la obra al primer dictador rumano, Gheorghe Gheorghiu-Dej, terminó también el apoyo de Moscú al Canal y se detuvo la actividad de lo que el régimen llamaba "tumba de la burguesía".

El último dictador rumano, Nicolae Ceausescu, reanudó los trabajos más de dos décadas después, para inaugurar la obra en 1984.

http://www.eldiariomontanes.es/agencias/20100411/mas-actualidad/sociedad/terror-orillas-danubio-historias-canal_201004111045.html

El Canal Danubio-Mar Negro (rumano: Canalul Dunăre - Marea Neagră) es un canal en Rumania, que va desde Cernavodă, en el Danubio, hasta Constanza (brazo sur, como rama principal) y Năvodari (brazo norte) el mar Negro. Administrado desde Agigea, es una parte importante del sistema de canales europeos que une el Mar del Norte (a través del Canal Rin-Meno-Danubio) con el Mar Negro. La principal rama del canal, con una longitud de 64,4 km (40,0 millas), que conecta el Puerto de Cernavodă con el Puerto de Constanza, fue construida en 1976-1984, mientras que la rama norte, conocida como la Poarta Albă - Midia Năvodari Canal, con una longitud de 31,2 km (19,4 millas), entre Poarta Albă y Puerto de Midia, fue construido en 1983-1987.

El Canal era conocido como el sitio de los campos de trabajo en la Rumania comunista de 1950, cuando, en un momento dado, varias decenas de miles de presos políticos trabajaron en su excavación. Se desconoce el número total de personas empleadas como fuerza laboral durante todo el período, así como el número de personas que murieron en la construcción. Estas obras se utilizaron posteriormente en el sistema de riego de Carasu.

https://en.wikipedia.org/wiki/Danube–Black_Sea_Canal

https://ro.wikipedia.org/wiki/Canalul_Dunăre-Marea_Neagră

http://www.dsd-noell.com/fileadmin/user_upload/Dateien/Projektflyer_-_ACN-Kanal_es.pdf

Vídeo:

Web recomendada:

Contador: 125

Inserción: 2017-09-20 18:18:25

 

Contenido relacionado:

comments powered by Disqus

Visitas

RSSrss

Más visitados

Incorporaciones

Comentarios

Photos and Texts are copyrighted by their owners

twittermobile phoneenglish versionVídeos

Estadísticas

Estadísticas Puertos/Aeropuertos
Récords Mundiales

MEGACONSTRUCCIONES.NET