AmánAmán

Inicio Volver Buscador Av. Google Maps Otras WEBS

.

Nombre:

Malé

Otro:

Localización:
View Larger Map

Tipo: Urbanismo

Categoría:

Foto:

Voto:

Ratio 5/5 (2 Votos)

Continente: Asia

País: Maldivas

Localización:

Año:

Estado: Terminado

Descripción:Ciudad y capital de Maldivas; 55.150 h.

La capital del país es Malé. Es una ciudad tranquila, con casas de plantas bajas y pocos pisos. Entre los monumentos más destacados de la capital sobresalen la Mezquita del Sultán Mohammed Thakurufaanu, la Mezquita Hukuru Miskit, el Palacio del Presidente Maumoon Gayoom, Marine Drive, el paseo marítimo de la ciudad, el Centro Islámico, los Jardines del Sultán y el Museo Nacional. Desde Malé el viajero podrá hacer Safaris-Dhoni, que son viajes en embarcaciones y barcos pesqueros por las islas más cercanas a la capital.

La arquitectura de las Maldivas es la característica del Islam insular y se puede contemplar en algunos de sus edificios religiosos.

Malé cuenta con un aeropuerto internacional. Para entrar en el país es necesario tener el pasaporte en vigor. Poco a poco las Maldivas se están convirtiendo en un destino turístico de excelente acogida. Sus playas paradisíacas permiten al visitante realizar todo tipo de deportes acuáticos, sobre todo el submarinismo que permite a sus aficionados contemplar unos fondos coralinos majestuosos.

http://www.viajes-a.net/ciudad/Male-487.htm

Cómo llegar a Maldivas

Las Islas Maldivas se encuentran en medio del Océano Índico, al suroeste de la India y Sri Lanka. Como es de esperar, un destino tan aislado sólo es accesible por mar o aire.

La llegada a las islas es increíble, a pesar de haber visto cientos de fotos de Maldivas, es imposible imaginar que pueda existir un lugar así. Inmensas lagunas de aguas claras rodean las islas con sus deslumbrantes jardines submarinos de coral. En la isla, una rica y variada vegetación lo cubre todo.

Cómo llegar a Malé

Por aire

A pesar de que no existe ninguna línea aérea que realice vuelos directos a Maldivas desde España, el avión es la forma más rápida, cómoda y barata de llegar al país.

Para volar desde España a Maldivas necesitaréis hacer escala en Londres, París, Frankfurt, Dubai o Doha. Si el precio es similar o hay poca diferencia, os recomendamos encarecidamente volar con Qatar Airways o con Emirates, el trayecto es más directo y tanto los aviones como el servicio son mejores.

El precio aproximado de un billete de ida y vuelta Madrid-Malé varía entre 600 y 1000€, dependiendo de la época del año en la que viajéis y la antelación con la que hagáis la reserva.

Por mar

Actualmente no existe ninguna compañía de ferries que realice trayectos a Maldivas desde ningún país y la única forma de llegar por mar es realizando un crucero que haga escala en las islas. Es posible encontrar cruceros que partan desde Malasia, Singapur u otras ciudades asiáticas.

Ni que decir tiene que llegar en un crucero no es la mejor forma de disfrutar Maldivas.

http://www.maldivas.net/como-llegar

GEOGRAFIA

Maldivas es una cadena de 26 atolones de coral al sudoeste de Sri-Lanka, en el Océano Indico, que se extiende a lo largo atravesando el Ecuador. Las 1192 islas bajas coralinas más pequeñas no constituyen ni el 4% del territorio total del país. Algunas, incluso, están deshabitadas, con muy poca vegetación, mientras que otras contienen varios kilómetros de espacio verde. El paisaje está compuesto de aguas de un azul brillante, impresionantes arrecifes de coral, arena blanca y abundante vida marina. A pesar de que la estricta regulación local sobre pesca y explotación comercial ha mantenido el medio ambiente marino casi intacto, en 1998 los arrecifes empezaron a notar los efectos de El Niño. Y la elevación del nivel del mar, resultado de cambios climáticos, amenaza con sumergir las islas.

Aunque las principales y más grandes islas parecen un perfecto paraíso, de fantasía tropical y playas idílicas, la mayoría tiene un suelo arenoso e infértil con una vegetación limitada. Aun así, no falta el bambú, ni el plátano, ni los manglares y otros árboles tropicales. Las islas más largas y húmedas tienen pequeñas áreas de selvas. Entre su fauna destaca la vida marina, muy fácil de ver con tan sólo un snorkel, aunque los delfines, las tortugas, los tiburones y las rayas nadan en aguas más profundas.

HISTORIA

Los primeros habitantes llegaron probablemente al archipiélago desde Ceilán (Sri Lanka) y del sur de India antes del año 500 a.C. Los maldivos creen que una antigua raza llamada Redin, devota al dios Sol, fue la primera en instalarse en Maldivas, dejando una herencia de creencias referentes a malos espíritus, o jinnis, que aún hoy se mantienen. Los Redin abandonaron supuestamente el archipiélago en el siglo V a.C., o fueron absorbidos por los budistas de Ceilán o los hindúes de la India. Debido a que el material para edificar era limitado, cada grupo erigió sus templos encima de los restos de los habitantes anteriores. Por eso muchas mezquitas maldivas están orientadas hacia el sol, y no hacia la Meca.

La conversión al Islam, en 1153, es una parte de la historia maldiva que permanece oscura. Según la leyenda, un jinni marino llamado Rannamaari pedía sacrificios de jóvenes vírgenes en Male. Abu Al Barakat, un visitante árabe norteafricano, sustituyó a una joven virgen en el altar y expulsó al demonio leyendo el Corán, el libro sagrado islámico. El rey maldivo se convirtió al Islam entonces, y Abu Al Barakat pasó a ser el primer sultán. Una serie de seis dinastías sultánicas se sucedió, y cuando llegaron los portugueses en el siglo XVI, dos dinastías regían el país: la Malei y la Hilali. Los portugueses, ansiosos por ampliar sus rutas comerciales en el océano Índico, obtuvieron permiso para edificar una fortaleza y una fábrica en Male, pero pronto quisieron más, y en 1558, el Capitán Andreas Andre llevó en marcha una invasión portuguesa matando al Sultán Alí VI. Andre gobernó Male hasta 1573, cuando un jefe local, Mohammed Thakurufaan, derrocó a los portugueses.

En el siglo XVII, Maldivas pasó a estar bajo la protección holandesa y más tarde británica, pero ninguno de los dos países estableció una administración colonial. En 1860, los mercantes Bora que venían de Bombay empezaron a adquirir el monopolio casi exclusivo del comercio internacional de Male, y esto hizo que el Sultán Mohammed Mueenuddin II firmara en 1867 un acuerdo con los ingleses para garantizar la plena independencia de las islas. Subsiguientemente, Maldivas se convirtió en un protectorado británico y en su base militar.

A partir de la Consitución de 1932, los sultanes empezaron a ser elegidos, hasta que en 1953 el sultanato quedó abolido y una república fue proclamada con Amin Didi como presidente. Pero este régimen no duró siquiera un año, pues poco después el sultanato fue restablecido con Mohammed Farid Didi elegido novegésimo-cuarto sultán de Maldivas. Paralelamente, las Fuerzas Aéreas Británicas seguían desarrollando sus bases militares en el país, contra las cuales se sublevaron los habitantes de Addu y Suvadiva, quienes, influenciados por las ideas británicas al mismo tiempo, pidieron la independencia de sus pequeñas islas. En 1965, Gran Bretaña reconoció la soberanía de las islas y Maldivas pasó a ser una república independiente.

En 1968 un referéndum abolió nuevamente el sultanato y una nueva república fue inaugurada con Nasir como presidente. Pero pronto éste fue sustituido por el progresista Maumoon Abdul Gayoom, sobreviviendo a dos golpes de Estado, en 1980 y en 1988. En 1993 volvió a ser elegido. Los últimos años se caracterizan por la creciente modernización del país, pero el gobierno debe decidir entre la preservación del mediombiente marino o la industria pesquera y el turismo masivo.

CULTURA

Las fiestas tradicionales se han visto con frecuencia influenciadas por la cultura occidental. Se puede escuchar a músicos tradicionales tocando temas de Michael Jackson, por ejemplo, pero sigue habiendo ceremonias que se han mantenido en su tradición, como el principio y el final del Ramadán, que tienen un toque maldivo distintivo. Existen tres periódicos diarios en Maldivas y varias revistas; grupos musicales de rock y algunos edificios modernos que a veces eclipsan las viviendas autóctonas.

No obstante, el folclore autóctono es bastante rico. El «bodu beru» es un tambor grande que se toca en los espectáculos y bailes más tradicionales. Los bailarines empiezan con un ritmo suave, balanceando sus brazos, y se vuelven más animados a medida que el tempo aumenta, acabando en un ritmo casi frenético. En una orquesta hay de cuatro a seis percusionistas, y los ritmos tienen fuertes influencias africanas.

El islam es la religión nacional y todos los maldivos son musulmanes suníes. Ninguna otra religión está permitida, aunque algunas creencias ancestrales persisten, como el miedo a los «jinnis», malos espíritus que vienen del mar, de la tierra o del cielo, a los que se les hace responsables de todo aquello que la ciencia no puede explicar.

Su fervoroso seguimiento del Islam les prohíbe consumir cualquier tipo de bebida alcohólica, por eso si trae alguna hasta este país le será requisada en el aeropuerto. Por motivos religiosos está prohibido también hacer topless en las playas.

FIESTAS

Casi todas las fiestas están basadas en el calendario lunar islámico y las fechas cambian cada año. La celebración religiosa más importante es el Ramadán (conocido localmente como el «rorda mas»), el mes islámico de ayuno. Otras fiestas son el Kuda Id, la visita de la luna nueva (celebrada al final del Ramadán), y el Cumpleaños del Profeta, conmemorando el nacimiento del Profeta Mohammed.

Otros festivos nacionales fijos son: el Día Nacional (el día que Mohammed Thakurufaan y sus hombres expulsaron a los portugueses de Male en 1573; el primer día del tercer mes en el calendario lunar); el Día de la Victoria (la victoria sobre los mercenarios de Sri Lanka el 3 de noviembre de 1988), y el Día de la República (fundada el 11 de noviembre de 1968).

CLIMA

Generalmente, el año se divide en dos periodos de monzones: el monzón del nordeste («iruvai»), que dura de diciembre a marzo, que son los meses más secos, y el monzón del sudoeste («hulhangu»), que dura de abril a noviembre, durante los meses más húmedos, tormentosos y con fuertes vientos ocasionales. La temperatura media durante el día es de 28ºC a lo largo de todo el año. La humedad es ligeramente más baja en la estación seca, pero normalmente hay brisas marinas refrescantes.

Cualquier época del año es buena para visitar Maldivas, pero entre diciembre y abril se pueden conseguir horas extra de sol, aunque hay que tener en cuenta que es la temporada alta y los hoteles están atestados y son más caros, sobre todo en las fechas de Navidad y Año Nuevo. Entre mayo y noviembre (temporada baja) todavía las temperaturas son cálidas, pero la humedad es mayor y las lluvias son frecuentes.

***

Male.

Es una capital limpia y ordenada, con mezquitas, mercados, un laberinto de pequeñas calles y un cierto encanto que la envuelve entera. Pero también es una ciudad modesta, que no ofrece demasiados lugares que recorrer (salvo playas). El Museo Nacional puede ser interesante para apreciar las antiguas pertenencias de los sultanes y otras antigüedades o descubrimientos arqueológicos.

Cerca del museo está el placentero Parque del Sultán, y el imponente Centro Islámico y la Mezquita del Gran Viernes. Hay otras 20 mezquitas en Male, pero la más antigua es la de Hukuru Miski, famosa por sus esculturas en piedra. Otra visita divertida puede ser la del Bazar de Singapur, una aglomeración de tiendas que venden artesanía local, a menudo de gran calidad. La ciudad de Male puede resultar bastante barata para comer y hospedarse, pero la noche es sorprendentemente más cara, al reducirse a las teterías y a los restaurantes de tipo occidental.

http://elmundoviajes.elmundo.es/elmundoviajes/fichas.html?valor=141&zona=pais&ver+continente.x=38&ver continente.y=15

Malé, la capital de Maldivas

Cerca de India y de Sri Lanka, al sur de Asia, está Maldivas. Es un archipiélago de muchas islas pero de todas solo hay unas 200 ocupadas. La capital de esta república del océano Índico, el país menos poblado de Asia y el menos poblado de todos los países musulmanes, es Malé. Así, esta ciudad debe ser una de las ciudades capitales más pequeñas del mundo aunque en ella vive un tercio de la población total de Maldivas.

Contrariamente al resto de lo que uno observa en el país en Malé hay edificios altos, calles pavimentadas, tiendas y oficinas. Es una ciudad también turística ya que tiene su propio circuito turístico (hay que recordar que fue colonia portuguesa, holandesa e inglesa). Por ejemplo, podemos visitar el viejo bazar. Si nos gusta regatear y comprar este el lugar pues se vende prácticamente de todo. Las calles son estrechas y están llenas de puestos, solo puede pasar un coche por vez, pero vale la pena. Lamentablemente Male no tiene playas naturales aunque hay malecones desde donde podemos contemplar el mar y un desarrollo de playa artificial que está cerca del puerto, al sudoeste de la isla y que es uno de los sitios mas populares cuando uno busca escapar del calor.

Male es una ciudad relativamente tranquila y verde. Las zonas residenciales tienen muchos arboles y en algunas calles sus copas se juntan en las alturas formando arcos. La visita a Male incluye además el mercado de peces y el mercado local que se arma siempre frente al mar, el puerto nuevo, el palacio del Sultán Mohamed Shamsuddeen III construido en 1906, el Museo Nacional de estilo eduardiano con su hermosa colección de objetos reales y la vieja mezquita de 400 años. Además, hay una serie de parques pequeños donde nos podemos sentar a observar el devenir de la vida diaria de los ciudadanos, calles con tiendas y algunos centros comerciales.

Una muy buena forma de conocer Male es alquilar un taxi por algunas horas y pedirle que nos haga un tour. Muchos de los taxis son coches confortables y las tarifas máximas están reguladas por el gobierno así que no se corre peligro de ser estafado. La tarifa máxima para un viaje de 4 personas o menos de un punto a otro de la ciudad es de MRf15, por ejemplo, aunque el equipaje se cobra aparte MRf5 por cada maleta. Y sí, hay tarifa nocturna que dura hasta las 6 de la mañana.

http://diariodeunturista.com/male-la-capital-de-maldivas/6687

Guía de Viaje de Maldivas

Durante mucho tiempo las Maldivas fue uno de los secretos mejor conservados del mundo: un hermoso archipiélago de islas coralinas en el Océano Índico, un paraíso para aficionados a los deportes acuáticos y los amantes del sol. El potencial turístico del país se ha desarrollado considerablemente y las islas se han convertido en un destino turístico de larga distancia.

Sin embargo, las Maldivas tiene dos caras: a la vez que un idílico destino turístico es un país habitado por una población indígena que no se mezcla con los turistas. Los dhivehin, nombre que reciben los isleños, son una mezcla de descendientes de arios, negroides, cingaleses, dravidias y árabes. Esta mezcla pone de manifiesto la historia del país: las islas estuvieron bajo dominio musulmán desde el siglo XII, seguido del dominio portugués desde 1518, la dependencia de Ceilán en 1645 y el protectorado británico con un sultán electo como Jefe de Estado en 1887. Las islas consiguieron la plena independencia como sultanado en 1965. Tres años más tarde, la República de las islas Maldivas nombró como presidente a Ibrahim Nasir, que fue sucedido por Maumoo Abdul Gayoom en 1978, y que constituye una figura central en la vida política de las islas.

En cualquier caso, resulta difícil pensar en la historia de las islas al relajarse en alguno de los 24 atolones naturales del país. Los complejos turísticos ofrecen excursiones de pesca nocturna, windsurf y submarinismo. Muchas islas rodean enormes lagos, donde se mecen las aguas turquesas. De hecho, las fotos de las Maldivas parecen estar retocadas, pero cuando se llega allí se comprueba que el mar realmente tiene ese color tan luminoso.

Debido a la poca profundidad de las islas (un 80% del territorio se encuentra a menos de un metro sobre el nivel del mar) corren peligro de inundación por el calentamiento del planeta. Además son especialmente vulnerables a las catástrofes naturales, como se pudo comprobar con el tsunami: veinte de las 199 islas habitadas fueron destruidas. Además de su fragilidad natural, las Maldivas son conocidas en la comunidad internacional por encarcelar a objetores de conciencia que han criticado al gobierno. Con la ausencia de un sistema de partidos y de un rival que amenace la supremacía de Gayoom, los disidentes sufren represiones.

http://www.guiamundialdeviajes.com/maldivas

¿Qué hacer en Maldivas?

Si tu deseo es simplemente descansar, qué mejor que olvidarse de todo tomando el sol, paseando tranquilamente por la playa, contemplando puestas de sol inolvidables, bañándote en aguas templadas y, por supuesto, descubrir el impresionante fondo marino. La transparencia de las aguas permite disfrutar de la rica fauna y flora autóctonas sin necesidad de sumergirse a grandes profundidades ni de moverse del hotel, practicando el snorkel. Esta modalidad deportiva requiere escasa preparación y un simple equipamiento formado por la máscara, el tubo y un par de aletas, algo fácil de conseguir.

Si, por el contrario, eres aficionado al submarinismo, sin duda has elegido el lugar perfecto, ya que Maldivas es considerado uno de mejores escenarios para la práctica del buceo del mundo.

El punto de buceo más conocido es el Atolón Norte de Malé, donde bancos de barracudas nadan a sus anchas entre espectaculares corales, junto a mantarrayas, un enorme animal de la variedad del pez raya, pero sin aguijón, que puede alcanzar los ocho metros. Los más experimentados, pueden decantarse por el Atolón Ari, el mayor de Maldivas, cuyo atractivo reside sobre todo en la fauna, con tiburones ballena –una especie protegida inofensiva considerada la más grande del mundo, ya que en algunos casos llegando a los 15 metros de longitud-, tiburones de puntas blancas y también las mantarrayas. Destacan asimismo el Atolón Baa, zona protegida del tiburón ballena y el Atolón Sur de Malé, con grandes paredes y cuevas, con zonas ideales para buceadores menos expertos.

Las olas son otro de los regalos con los que la naturaleza ha obsequiado a Maldivas, convertido en los últimos tiempos en destino codiciado por surferos de todo el planeta, sobre todo entre los meses de febrero y noviembre. Los mejores rompientes se encuentran en los atolones Norte y Sur de Male, entre los que destacan algunos tan conocidos como Chickens, Sultans, Cokes o Kate’s, en definitiva, para todos los gustos.

Si no te apetece practicar ningún deporte o, si además de hacerlo, quieres descubrir algo más de Maldivas, puedes pasar el día en una isla deshabitada, sintiéndote como un Robinson Crusoe. Hay que tener en cuenta que de las cerca de las 1.200 islas del archipiélago, sólo se vive en 200 de ellas, por lo que la oferta es realmente interesante. La otra opción es, por supuesto, visitar la capital.

La capital: Malé

Aunque Malé no sea una ciudad espectacular, cuenta con algunos atractivos que nos invitan a visitarla. Nada más tocar tierra –la capital está construida en una isla, por lo que para llegar a ella la forma más habitual es por vía marítima-, descubrimos un ir y venir de gentes. En la parte norte del puerto encontramos la lonja de pescado, uno de los dos grandes mercados y un ejemplo gráfico de la importancia de este alimento en la cultura gastronómica del país. Aunque el olor puede resultar algo fuerte, es muy interesante, sobre todo por la tarde, observar la pericia con la que se limpia y corta el pescado recién capturado. El otro mercado, situado a poca distancia, es el de frutas y verduras, por cuyo colorido y variedad de productos merece ser visitado.

Entre edificios de colores y desde prácticamente cualquier punto de la ciudad sobresale el minarete y la cúpula dorada del Centro Islámico, situado también en el norte de la isla, junto a la mezquita de Thakurufaanu –la gran mezquita de Malé-, un edificio recubierto de baldosas de mármol, que desde 1984 es el epicentro de la vida religiosa de la ciudad. Hasta entonces, y durante más de 300 años, este papel lo desempeñó la Huskuru Miskiiy o Mezquita del Viernes, construida con bloques de coral tallados con filigranas, considerada una auténtica obra maestra, y situada a poca distancia de la anterior. El templo cuenta con un cementerio con las tumbas de los grandes sultanes del país.

Prácticamente enfrente encontramos el Parque del Sultán, un lugar agradable para pasear, y el Museo Nacional, donde se exponen algunas colecciones antropológicas. En esta misma zona encontramos el Mulee Aage, el edifico que alberga la actual Oficina del Presidente, un hermoso palacio de principios del siglo XX.

El tamaño de la isla permite recorrerlo a pie. Por lo que es muy interesante perderse por las calles para ver cómo viven los autóctonos más allá del turismo. En este recorrido, aprovecharemos para acercarnos al Bazar Singapur y comprar los típicos souvenirs. Lo más recomendable son los productos artesanales, que no suelen ser excesivamente caros, como los collares o pulseras de conchas marinas, o productos lacados de colores vivos o esterillas trenzadas, conocidas como kunaa. El recorrido también nos servirá para descubrir la tradición culinaria del país.

http://www.lavanguardia.com/viajes/20130710/54372825602/maldivas-viaje-al-paraiso.html

Viajes a Malé

Malé es la capital de la República de las Maldivas, y es considerada una de las más pequeñas capitales del mundo en términos de tamaño físico. La ciudad es una exótica mezcla de etnicidad, valores modernos y excelente infraestructura.

Ubicada en el extremo sur del atolón Malé Kaafu del Norte, la isla sobre la que se asienta está llena de edificios de gran altura, un puerto, parques, tiendas y oficinas. Simplemente no hay más espacio para construir aquí!

Esta pequeña isla está además densamente poblada por automóviles y motocicletas, bulliciosa gente de negocios, vendedores ambulantes y escolares, formando un moderno centro mercantil que pocas personas se toman el tiempo suficiente para ver.

Malé no tiene playas, sino que está rodeada de malecones. Sin embargo, una playa artificial y rompeolas se construyó al lado del puerto, en el sudoeste de la isla, lugar que rápidamente se ha convertido en un espacio popular para caminatas y paseos.

Dicho esto, Malé es interesante de visitar sobre todo para descubrir la vida de las Maldivas, y la riqueza intrínseca de las cosas para ver y hacer en uno de los pocos lugares tropicales donde las palmeras y las playas no se encuentran en el menú.

Donde dormir en Malé

Para alojarnos elegimos el Club Faru, un hotel paradisíaco. Pequeño e íntimo, es el lugar ideal para descansar luego de un año agotador.

Que ver en Malé

Comenzamos nuestro recorrido por la costa, cerca de Jumhooree Maidan, la plaza principal. Luego nos dirigimos al principal puerto pesquero, repleto de dhonis (barcos de pesca tradicionales), que estaban descargando sus capturas.

La zona tiene algunos mercados interesantes, junto con populares lugares de pesca. Tómate un tiempo para visitar el pequeño Museo Nacional y admirar las figuras de piedra recogidas en las Maldivas por el aventurero Thor Heyerdahl.

El edificio que aloja el museo, de estilo colonial, alberga una gran variedad de objetos, dando una idea de la historia y la cultura del lugar. Algunos de los artículos que encontrarás allí incluyen los tronos usados por los sultanes y la primera imprenta del país.

El agradable Parque del Sultán rodea el museo. Las tiendas de té ofrecen una buena oportunidad para conocer gente, y puedes comprar recuerdos en el Bazar Singapur.

La población de las Maldivas es predominantemente islámica, y hay en Malé más de una docena de mezquitas. La moderna Mezquita Gran Viernes domina el horizonte de la ciudad, mientras que la mezquita conocida como Hukuru Miski es la más antigua y distintiva.

A diferencia de la mayoría de las mezquitas en las Maldivas, aquí no está permitida la entrada a los visitantes, pero el patio que la rodea contiene un cementerio lleno de lápidas talladas en coral dignas de admirar.

Hay algunos interesantes lugares para bucear cerca de Malé, a pesar de que muchas de las aguas cercanas están llenas de basura. Especialmente interesante es el naufragio del Maldive Victory, un buque de carga que chocó contra un arrecife y se hundió en 1981, y ahora está cubierto de coral y es hogar de muchos peces.

Malé está rodeada de los atolones de Malé del Norte y Malé del Sur, que fueron los primeros lugares del país donde se desarrolló el turismo.

Malé del Norte tiene el mejor surf en las Maldivas, así como algunos naufragios que lo convierten en un fascinante sitio de buceo. Banana Reef, un área marina protegida, es famoso entre los buceadores.

Malé del Sur también posee un buen número de sitios de buceo, muchos de los cuales incluyen pequeñas cuevas y túneles.

Donde comer en Malé

La ciudad posee innumerables lugares para comer que te hacen agua la boca. Aparte de las tiendas de té, hay un montón de cafés y restaurantes que ofrecen diferentes tipos de cocina, además de los alimentos tradicionales de la isla.

http://www.malé.com.es/

Malé (dhivehi: މާލެ), es la capital de la República de las Maldivas. La ciudad está localizada en la isla de Malé, en el borde sur del atolón de Malé en el atolón Kaafu. Es sede del gobierno y el centro de negocios, comercial, empresarial, sanitario y educativo. Tiene una población de aproximadamente 105.000 personas, alrededor de un tercio de la población del país.1

Una base de hidroaviones y un fondeadero de barcos están localizados en la isla. Malé es un centro del comercio de cocos, fibra de corteza de coco, palmeras, copra y conchas. El Aeropuerto Internacional de Malé está en la vecina isla de Hulhule. Algunos proyectos de tierras ganadas al mar han expandido el puerto.

La isla está totalmente urbanizada, la ciudad ha tomado esencialmente todo el terreno. Está dividida en cuatro áreas; Henveiru, Galolhu, Maafannu y Machangolhi, otras 3 áreas de la ciudad se encuentran fuera de la isla de Malé, Vilimalé en la isla de Villingili, Hulhumalé en la isla artificial del mismo nombre y Hulhule otra isla donde se encuentra el aeropuerto.

Historia

En 1953 intentó establecerse una república pero pocos meses después se reimpuso el sultanato, siendo Malé la capital del mismo, en 1968 fue reinstaurada la república, continuando como la capital.

En 2004 se inauguró la sexta división de la ciudad llamada Hulhumalé, una isla artificial poblada desde ese mismo año, el 26 de diciembre de 2004, ocurrió el devastador terremoto en Sumatra (Terremoto del Océano Índico de 2004) y el tsunami posterior inundó dos terceras partes de la ciudad. El tsunami y el terremoto causaron 220.000 muertos a lo largo de todo el Océano Índico.

El 29 de septiembre de 2007 estalló una bomba cerca de una mezquita, hiriendo a 12 turistas. Se considera la primera bomba que ha explotado en la ciudad.2

Etimología

El nombre Malé está tomado de la palabra Mahaalay, que proviene del idioma sánscrito. El nombre deriva de maha, que significa "grande" o "gran", y aalay, que significa "casa". Normalmente la palabra Mahaalay se utiliza para denominar el palacio de un rey o la capital (isla del rey) en sánscrito, p. ej., Mahaalay del Rey Asok. Sin embargo, los cuentos tradicionales sugieren un origen diferente del nombre.

El conjunto entero de islas, las Maldivas, recibe el nombre del sánscrito. Mal (mil) e divas (islas). Mil islas, ya que La República de las Maldivas se compone de 1196 islas.

http://es.wikipedia.org/wiki/Malé

http://en.wikipedia.org/wiki/Malé

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=537400

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=1206747

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=110284

http://michelbraunstein.com/maldives-above-the-sea-photo-gallery/

http://www.flickr.com/photos/31389565@N05/page1/

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=1485810

http://www.flickr.com/photos/mashafeeg/tags/male/

http://blogdebanderas.com/tag/hacinamiento/

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=1485715

Vídeo:

Web recomendada: http://www.malecity.gov.mv/di/

Contador: 5273

Inserción: 2013-09-07 12:27:44

 

Contenido relacionado:

comments powered by Disqus

Visitas

RSSrss

Más visitados

Incorporaciones

Comentarios

Photos and Texts are copyrighted by their owners

twittermobile phoneenglish versionVídeos

Estadísticas

Estadísticas Puertos/Aeropuertos
Récords Mundiales

MEGACONSTRUCCIONES.NET