AberdeenAberdeen

Inicio Volver Buscador Av. Google Maps Otras WEBS

.

Nombre:

Cracovia

Otro:

Localización:
View Larger Map

Tipo: Urbanismo

Categoría:

Foto:

Voto:

No hay votos

Continente: Europa

País: Polonia

Localización:

Año: s. VII

Estado: Terminado

Descripción:La Plaza Rynek Glówny de Cracovia

Cracovia es una de las ciudades más importantes y habitadas de Polonia. De hecho, para muchos, es el corazón del país.

Cracovia fue durante años la capital de Polonia y de esta época aún guarda un esplendor y un saber estar sólo digno de algunas capitales del centro de Europa. Es una de las ciudades más turísticas del país y es que también es una de las urbes más bellas de Europa.

La mayoría de los atractivos turísticos de Cracovia se encuentran en su casco histórico, declarado Patrimonio de la Humanidad en 1978 por la Unesco. La Plaza Rynek Główny se encuentra dentro del casco histórico y es, quizá, el lugar más concurrido de la ciudad. Es la plaza más importante de Cracovia y su origen se remonta al siglo XIII. También es la encargada de acoger algunos de los edificios más importantes de la urbe.

El centro de la Plaza Rynek Główny está dominado por el Sukiennice o Lonja de los Paños, un edificio del siglo XV que hizo las funciones de centro de comercio internacional donde llegaban las materias importadas del resto del mundo.

Por otra parte la Plaza Rynek Glówny está rodeada por casas antiguas históricas, palacios e iglesias. De estas últimas destacan la Basílica de Santa María, de estilo gótico y que hace las veces de imagen de la plaza; la Iglesia de Santa Bárbara, junto a la basílica; y la Iglesia de san Adalberto, la primera levantada en Cracovia.

En cuanto a los elementos laicos de la Plaza Rynek Glówny destacan, además del Sukiennice, la Torre del Ayuntamiento, último resquicio del ayuntamiento levantado en el siglo XIV, y el monumento a Adam Mickiewicz, poeta polaco que se considera el iniciador del movimiento romántico en el país.

http://viajar.elperiodico.com/destinos/europa/polonia/cracovia/la-plaza-rynek-glowny-de-cracovia

Guía de turismo y viaje de Cracovia

Cracovia ofrece a los turistas múltiples atractivos, especialmente por la riqueza y antigüedad de sus edificios históricos y sus museos, y los hermosos paisajes circundantes.

Pero, además, esta ciudad de Europa Central, ubicada en las márgenes del río Vístula, ha sido protagonista de una parte reciente de nuestra historia, la Segunda Guerra Mundial. Allí funcionó uno de los guetos de Polonia y, muy cerca, se encuentra el campo de concentración Auschwitz.

También es un destino para el turismo religioso, por la cantidad de iglesias y sinagogas que allí encontraremos, y la cercanía del santuario de la Virgen de Czestochowa.

Como sucede con muchas ciudades del mundo, en Cracovia confluyen la historia y las leyendas. Pero en pocas encontraremos tan íntimamente unidos la crudeza de ciertos hechos del pasado reciente, con la magia y la belleza que llegan a nosotros desde tiempos remotos.

En esta guía de Cracovia destacamos:

El Casco Histórico de Cracovia es Patrimonio de la Humanidad desde 1978. Está dividido en tres zonas: la mítica colina Wawel, la Ciudad medieval de Cracovia, y el centro de Kazimierz, también medieval.

En la Ciudad Medieval de Cracovia se encuentra la Plaza Rynek Główny, la plaza del mercado, del siglo XIII, considerada la más grande de Europa. Allí se levanta el Sukiennice o Lonja de los Paños, el edificio donde funcionaba el antiguo mercado de telas. A un lado de la plaza encontrarás la Basílica de Santa María de Cracovia (Kościoł Mariacki), de estilo gótico, con sus curiosas torres desiguales.

La Colina Wawel suele ser llamada la “Acrópolis de Polonia”, ya que en este lugar se encuentran algunos de los edificios históricos más importantes del país, como el Castillo Wawel, la Catedral de Cracovia, las Tumbas Reales, la Cueva del Dragón, y la excavación arqueológica donde se pueden ver restos de las construcciones originales, de los siglos X-XI.

El núcleo medieval de Kazimierz, de 1335, alberga el antiguo barrio judío de Cracovia. También podrás visitar, en este barrio, tres de las grandes iglesias de la ciudad: Corpus Christi, Santa Catalina y Na Skałce.

Sin duda, una de las visitas más interesantes en Cracovia es la que fuera la fábrica de Oskar Schindler, donde actualmente funciona un museo en el que se exhiben objetos y se reproducen escenarios y lugares de la época de la Segunda Guerra Mundial. Los exteriores de la fábrica "Emalia” que se ven en la película “La Lista de Schindler” son los de la verdadera fábrica, aunque no así los interiores.

El Collegium Maius es el edificio más antiguo de los que conforman la Universidad Jagellónica. Aquí funcionaba la universidad en el siglo XIV. Uno de sus alumnos más famosos fue Nicolás Copérnico, quien estudió allí varios años, a partir de 1491.

Un museo histórico muy recomendable es el Museo Czartoryski, fundado en 1796 por la Princesa Izabela Czartoryska, conocido originalmente como "Templo de la memoria" y luego como "Templo de Sibila". Es el primer museo nacional de Polonia y alberga importantes obras de arte.

Muy cerca de Cracovia hay visitas que no te puedes perder, como las minas de sal de Wieliczka, y el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau. Otras visitas recomendables, si tienes tiempo, son el Santuario de Częstochowa y la ciudad de Zakopane, la "capital de invierno" de Polonia, al pie de los montes Tatras.

Cracovia es una de las ciudades más hermosas del mundo, y sigue siendo uno de los centros históricos y culturales del país, a pesar de las devastaciones sufridas a lo largo de los siglos.

http://www.101viajes.com/Cracovia/Guia-turismo-viaje-Cracovia

Qué ver

Entre sus visitas clave no debe faltar la colección de arte de Dom Jana Matejki (Florianska, 41. Tlf: 00 48 12 22 59 26) y el Da Vinci (uno de los seis que se conservan en el mundo) que es el orgullo del Czartoryskich Museum (Ul Pijarska, 8). Su universidad es también una de las más antiguas de Europa, como se puede ver en el Collegium Maius (Jagiellonska, 15), donde Copérnico estudió entre 1491 y 1495. El complejo del Castillo de Wawel (Wawel, 5. Tlf: 00 48 12 422 51 55. http://www.wawel.krakow.pl), que incluye el palacio, el tesoro, la armería, la catedral Wawelska y las tumbas reales, es desde el siglo XI un espejo de la historia polaca y a sus muros se le atribuyen poderes mágicos. A quince minutos a pie, el Kazimierz (antiguo barrio judío) resulta un lugar animado con locales de música klezmer y cafés acogedores entre las calles Szeroka y Estery; allí se puede visitar la sinagoga Stara (Szeroka, 24), del siglo XV, que aloja el Museo de la Historia y la Cultura Judía. Además del Museo Arqueológico (Poselska, 3), que ocupa una antigua prisión, la ciudad ofrece un reguero de iglesias espléndidas, como el Monasterio Franciscano , la doble torre de la iglesia de Nuestra Señora o Kosciol Mariacki (Rynek Glowny) y la curiosa Iglesia en la Roca o Kosciol Na Skalce , el centro del culto a San Estanislao.

http://viajar.elperiodico.com/destinos/europa/polonia/cracovia/guia-de-cracovia/(tab)/1

Historia de Cracovia

Los orígenes

Los restos arqueológicos han mostrado que la zona donde se ubica Cracovia, junto al monte Wawel y la ribera del río Vístula, ya estuvo habitada durante el Paleolítico.

En el siglo VI llegó a la zona de Cracovia el pueblo vislano o vistulano, una tribu eslava que se instaló en la colina de Wawel.

En el siglo IX, cuando San Metodio se encontraba evangelizando a los pueblos eslavos de la zona, se dice que los vistulanos tuvieron un mítico y poderoso gobernante al que la leyenda atribuye la fundación de Cracovia, el legendario jefe Krakus.

Está documentado por un escrito de un viajero sefardí, que en el año 966 la ciudad de Cracovia era ya un importante centro de comercio.

Parece ser que los vislanos fueron los primeros, entre los pueblos eslavos de la zona, en organizarse como estado y que pudo ser el germen de Polonia. Lo que sí se conoce es que en el siglo X ya formaba parte de Polonia y que fue capital de un viovodato, que era como se denominaba a las divisiones territoriales en Polonia.

Cracovia fue el primer foco del cristianismo en Polonia y en el siglo XI ya contaba con un obispo.

Cracovia capital de Polonia

En el año 1038 Casimiro I el Renovador hizo de la ciudad de Cracovia su sede, pasando a ser la capital de Polonia. En el siglo XI se inicio la construcción de la Catedral de Wawel.

Cracovia fue la capital de Polonia desde 1038 hasta 1596, fecha en que Segismundo III Vasa trasladó la capital a Varsovia.

En el siglo XIII la ciudad sufrió varias invasiones tártaras siendo destruida y restaurada por colonos alemanes.

En 1257 recibió carta de franquicia, acogiéndose al derecho de Magdeburgo, muestra de la importante penetración e influencia germánica.

En 1291 los polacos eligieron para el trono a Wenceslao de Bohemia, proclamándose rey de Polonia en 1300. Cracovia pasó a depender de una dinastía checa.

En 1311 y 1312 Cracovia se levantó contra las tropas de ocupación y en 1320 proclamó como rey de Polonia a Ladislao I Lokietek.

De 1333 a 1370 gobernó Polonia el rey Casimiro III el Grande, el gran reformador de Polonia. Su reinado convirtió a Cracovia en un importante centro comercial, político, cultural y científico. En 1364 mandó fundar la Universidad de Cracovia.

Desde 1386 hasta 1572 la dinastía Jagellón, la más importante de la historia de Polonia, ocupó el poder. El matrimonio de una hija de Luis I el Grande, Eduviges, con un Jagellón, el gran duque de Lituania, dio como fruto la formación de la República de las Dos Naciones.

Polonia y Lituania unidas fueron una de las grandes potencias europeas de la época y atesoraron un inmenso poder que se extendía desde el Báltico hasta el Cáucaso. Cracovia fue el centro político de aquel estado bicéfalo.

En 1440 se coronó en Cracovia a Ladislao III como rey de Hungría. Este acontecimiento convertiría Cracovia en un estado católico rodeado de germanistas, ortodoxos e islamistas otomanos.

Cracovia vivió continuas luchas contra el poder germánico. Las guerras debilitaron Polonia y, aunque detuvo el peligro alemán, surgió el ruso.

El hecho de que el poder económico se fuera desplazando paulatinamente hacia Poznan, al norte del país, por un lado, y, por otro, la ansiada búsqueda de una salida al mar Báltico por la Pomerania, contribuyeron a que en 1596 el rey Segismundo III Vasa trasladase la capital más al centro del país, de Cracovia a Varsovia.

Perdida la capitalidad, Cracovia mantuvo su prestigio como lo muestra el hecho de que la catedral de Wawel continuó siendo el lugar de coronación de los reyes de Polonia.

Caída y reparto de Polonia

En 1648 estallaron revueltas por la distribución de tierras y poder, las llamadas "guerras cosacas". Un noble polaco, Bogdan Khmelnitski, derrotó y expulsó a la dinastía Vasa.

Tras la caída de la dinastía Vasa, el vacío de poder fue aprovechado por los rusos que ocuparon el país. Posteriormente fueron los suecos los que llegaron a ocupar toda Polonia saqueando a la propia Cracovia.

Tras las guerras cosacas Polonia perdió su supremacía europea y quedó arruinada. Rusia se anexionó Ucrania, que hasta entonces era polaca.

Hubo una pequeña reacción nacional polaca y nombraron rey a Juan III que pasaría a la historia por vencer a los turcos que sitiaban Viena. La recuperación de la nación duró poco y, poco después, comenzarían los repartos de Polonia.

A partir de entonces Cracovia participó de la triste historia de Polonia. Empobrecida y despoblada, Cracovia sufrió las consecuencias de las rivalidades entre Suecia, Francia, Prusia, Austria y Rusia, y padeció en su suelo numerosas guerras de las grandes potencias.

En 1772 se produjo la primera partición de Polonia entre Rusia, Austria y Prusia. En 1784 pasó a manos de Prusia.

En 1792 los rusos invadieron Cracovia y crearon la Confederación de Targowica.

En 1793 Polonia sufrió la segunda partición, entre Rusia y Prusia, Cracovia pasó a manos rusas hasta 1794.

En 1795, tras el tercer reparto de Polonia, los partícipes decidieron suprimir la denominación de reino de Polonia para siempre. Polonia dejó de ser estado durante más de 100 años.



En 1796 pasó a depender de Austria.

En 1807, tras derrotar a Prusia, Napoleón creó El Gran Ducado de Varsovia al que se incorporó Cracovia en 1809.

La llegada de Napoleón dio aires a las esperanzas de los polacos por su independencia.

Tras la caída de Napoleón el Congreso de Viena acordó de nuevo la división de Polonia entre austriacos, prusianos y rusos. Sólo Cracovia se libró y las potencias europeas reconocieron a la Ciudad Libre de Cracovia que comprendía un pequeño territorio y que, formalmente, era una república independiente.

La Ciudad Libre de Cracovia pasó a ser el símbolo del independentismo polaco, un lugar de peregrinación, convirtiéndose en el centro intelectual, cultural y religioso de Polonia.

En 1846 estalló una insurrección en la Ciudad Libre de Cracovia que fue aprovechada por Austria para acabar con la pequeña república y anexionársela de nuevo.

En 1850 Cracovia sufrió un gran incendio.

Cracovia en la Republica de Polonia

Durante la Primera Guerra Mundial Cracovia fue el centro político de Polonia. Allí se instaló el comité nacional y los alemanes la convirtieron en sede de su Cuartel General creando el germen de un estado polaco pro alemán.

Tras la Primera Guerra Mundial, en 1818, Polonia recuperó su soberanía y Cracovia se incorporó al nuevo estado.

Podgorze, restos del muro del gueto

Restos del muro del gueto de Porgorze

Durante la Segunda Guerra Mundial se estableció en Cracovia el gueto judío de Podgorze.

Cracovia fue liberada por las tropas soviéticas que no la abandonarían hasta la caída de la URSS.

En 1978 fue elegido papa el arzobispo de Cracovia, Karol Wojtyla, que dirigiría la iglesia católica como Juan Pablo II hasta su fallecimiento en 2005.

En 1980 se inició en Gdansk la andadura del Sindicato Solidaridad, que contribuiría a la plena independencia de Polonia tras la caída de la Unión Soviética.

Hoy, la antigua capital de Polonia es un lugar de peregrinación para todos los polacos.

Cracovia es una ciudad moderna, la tercera más grande de Polonia y una de las ciudades más visitadas de Europa. Méritos no la faltan: durante las dos guerras mundiales no sufrió grandes daños y en 1978 fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

http://www.cracovia.net/historia-cracovia

Plaza del Mercado de Cracovia

Con unas sorprendentes dimensiones de 40.000 metros cuadrados, la Plaza del Mercado de Cracovia (Rynek Główny) no sólo es la más importante de Polonia, sino que también constituye la plaza medieval más grande de Europa.

Trazada en 1257, la plaza constituye el centro de la ciudad y cuenta con un importante significado histórico, cultural y social. A lo largo de los siglos ha sido el lugar elegido por los comerciantes y un impasible testigo de numerosos acontecimientos, tales como ceremonias, celebraciones y ejecuciones públicas, llegando incluso a adoptar el nombre de Adolf Hitler Platz durante la ocupación nazi.

Puntos de interés de la plaza

Rodeada por casas burguesas y palacios de origen medieval la plaza es el principal punto de reunión de los ciudadanos y turistas de Cracovia y siempre se encuentra animada.

Entre sus numerosas y agradables terrazas y los hermosos coches de caballos que esperan a sus clientes podríamos destacar los siguientes puntos:

Lonja de Paños (Sukiennice): Situada en el centro de la Plaza del Mercado, la Lonja de Paños fue inaugurada en el siglo XIII como una especie de “centro comercial” compuesto por tenderetes que más tarde se verían transformados en el edificio que es en la actualidad.

Basílica de Santa María: Con una imponente fachada flanqueada por dos torres de diferentes alturas, la Basílica de Santa María es uno de los principales monumentos de la ciudad.

Torre del Antiguo Ayuntamiento: Construida en el siglo XIV, esta torre de 70 metros de altura es la única parte que se conserva el antiguo Ayuntamiento de la ciudad. Es posible subir hasta la parte superior para ver la ciudad desde las alturas.

Iglesia de San Adalberto: Tan pequeña y modesta que podría pasar desapercibida, fue construida en el siglo X en el lugar en el que, según la leyenda, San Adalberto predicaba sus sermones.

El corazón de la ciudad

La Plaza del Mercado de Cracovia es el lugar más importante de la ciudad y resulta agradable recorrerla tanto de día, para disfrutar de su ambiente animado y sus agradables terrazas, como de noche, cuando las tenues luces le aportan un aspecto aún más romántico.

Al pasar un rato en la plaza tendréis la posibilidad de escuchar la melodía "hejnal" tocada por un trompetista cada hora desde la más alta de las torres de la Basílica de Santa María.

http://www.cracovia.net/plaza-mercado

Castillo de Wawel

Alzándose majestuoso sobre la Colina de Wawel junto a la orilla del Vístula, el Castillo de Wawel es uno de los complejos arquitectónicos más valiosos del mundo y el símbolo más representativo de Polonia.

Wawel en el pasado

La Colina de Wawel estuvo habitada desde el Paleolítico y miles de años después se construyó en el lugar un castillo de estilo gótico que se convirtió en la primera residencia de los reyes de Polonia. Con el paso de los años el castillo se fue remodelando y adquirió un carácter renacentista.

Con el traslado de la capital a Varsovia el castillo quedó en el abandono, siendo saqueado por el ejército prusiano y ocupado por los austriacos, que lo convirtieron en un importante punto de defensa. Se construyeron murallas y el interior del castillo fue modificado para su nueva función. Con la llegada de la Segunda Guerra Mundial el palacio se convirtió en la residencia del gobernador general de la Polonia Ocupada.

Después de tan numerosos e intensos avatares el castillo fue reconstruido en la medida de lo posible y actualmente es uno de los lugares más visitados de la ciudad.

Qué ver en Wawel

El Castillo de Wawel es bastante extenso y cuenta con numerosos puntos de interés. Estos son los lugares que pueden visitarse en lo alto de la colina:

Catedral de Wawel: Considerada el centro espiritual de Polonia, la Catedral de Wawel es un símbolo de la historia de la nación polaca.

Museo Catedralicio Juan Pablo II: Inaugurado en 1978 por Karol Wojtyla, el museo muestra diferentes objetos religiosos y valiosas insignias reales.

Cueva del Dragón: Conocida en toda Polonia, según la leyenda esta cueva fue el lugar en que vivió el Dragón de Wawel. La gruta cuenta con unos túneles 270 metros de longitud y llega hasta la orilla del Vístula, donde se puede ver una escultura del dragón.

Palacio Real: Primera residencia de los reyes de Polonia, el Palacio Real de Wawel fue construido en el siglo XI para convertirse en uno de los puntos clave en la historia del país.

El Palacio Real está dividido en diferentes estancias que se visitan por separado:

Wawel Perdido: Ubicada en los sótanos del palacio, esta exposición muestra el aspecto de la colina hace 1.000 años. Además de los restos del castillo gótico se pueden ver expuestos diferentes objetos procedentes de la Edad Media.

Salas de Estado: La exposición principal del castillo incluye varias salas en las que se conservan valiosas pinturas, muebles italianos del siglo XVI, hermosos tapices, techos de estuco y numerosos elementos originales.

Apartamentos Reales: Las salas pertenecientes a los Apartamentos Reales solamente se pueden visitar con una visita guiada en inglés o polaco, por lo que para los que no entiendan inglés es más recomendable visitar las Salas de Estado sin guía.

El Tesoro de la Corona y la Armería: A lo largo de numerosas salas se muestran piedras preciosas, numerosas armas y armaduras y algunos objetos de gran valor como la espada de coronación de los reyes polacos.

Museo de Arte oriental: Este apartado ubicado en antiguas estancias incluye algunas alfombras, sedas, tapices, cerámica china y porcelana japonesa.

http://www.cracovia.net/castillo-wawel

Catedral de Wawel

Reconstruida en el siglo XIV tras quedar destrozada en diversas ocasiones, la Catedral de Wawel (Katedra Wawelska) constituye un lugar especial para los polacos debido a que representa un importante testimonio de la historia de la nación.

La catedral, localizada en la Colina de Wawel, cuenta con una historia de más de 1.000 años y desde su construcción se convirtió en el centro del poder eclesiástico y monárquico de Polonia, por lo que constituye el lugar de coronación tradicional de los monarcas polacos.

En el interior de la catedral

La catedral está repleta de puntos de interés y junto con la entrada os entregarán un mapa en el que están señalados para que no os perdáis ninguno de ellos. Estos serían los puntos más destacados:

Capilla de Segismundo: El oscuro interior del templo está repleto de capillas laterales entre las que merece la pena destacar la de Segismundo, un espacio renacentista bellamente decorado con estucos y pinturas que se encuentra coronado por una llamativa cúpula.

Mausoleo de San Estanislao: En el centro de la nave de la catedral destaca el brillante mausoleo de San Estanislao, patrón de Polonia.

Cripta: La catedral es el lugar de sepultura elegido para los reyes polacos y algunos héroes nacionales. Es posible ver los sarcófagos reales que fueron enterrados a lo largo de la historia en su cripta.

Campana de Segismundo: Uno de los principales atractivos de la catedral es la Torre de Segismundo, donde tras subir por una escalera de madera se puede ver la famosa Campana de Segismundo (Zygmunt Bell), una impresionante pieza de más de doce toneladas construida en el año 1520. Aún es posible oírla repicar durante algunas ocasiones especiales cada año.

Parte de la historia de Cracovia

La Catedral de Cracovia es uno de los edificios sagrados más importantes de Polonia y uno de los antiguos monumentos que conforman la historia de la ciudad, por lo que es recomendable reservar algún tiempo para su visita.

http://www.cracovia.net/catedral-wawel

Fábrica de Oskar Schindler

Conocida a nivel mundial debido a su aparición en la película "La Lista de Schindler", la Fábrica de Oskar Schindler (Muzeum Schindlera) forma parte de la historia del país debido a que su dueño empleó todas sus fuerzas para salvar el mayor número de vidas durante la ocupación nazi en Polonia.

¿Quién fue Oskar Schindler?

Afiliado del Partido Nazi en busca de oportunidades de negocio, Oskar Schindler fue un hábil hombre de negocios que fue reclutado por las SS como informante, algo que le permitió crear un vínculo con las altas esferas nazis.

Durante la invasión de Polonia Schindler adquirió una fábrica de ollas conocida como Deutsche Emaillewaren-Fabrik en la que decidió producir utensilios de campaña. Debido a que la mano de obra alemana era demasiado cara, decidió seleccionar a sus trabajadores entre los judíos que se encontraban en el campo de trabajo de Plaszow.

A medida que conocía más detalles sobre el atroz modo en el que los nazis trataban a los judíos, Schindler comenzó a tomar conciencia y negoció para que sus trabajadores pudieran mantenerse alejados de Plaszow dándoles cobijo en la fábrica.

Llegó un momento en el que la fabricación de ollas dejó de ser rentable, por lo que comenzó la construcción de cápsulas de proyectiles para lo cual dio órdenes de que una parte de ellos fueran defectuosos.

Schindler logró proteger a los trabajadores de su fábrica para que no acabaran en los campos de exterminio, salvando a más de 1.200 personas.

La Fábrica de Schindler

En la actualidad la Fábrica de Schindler alberga una exposición permanente titulada "Cracovia bajo la Ocupación Nazi entre 1939 y 1945". La exposición muestra la historia de la ciudad desde finales de 1939 hasta la "libertad" de la época comunista en la que se vio sumergida con el fin de la guerra.

El recorrido a través de la fábrica muestra exposiciones, reconstrucciones, imágenes y sonidos capaces de transportar a sus visitantes hasta el duro periodo que los judíos vivieron en Polonia durante la ocupación nazi.

Importante, aunque mejorable

La Fábrica de Oskar Schindler es uno de los lugares más populares de Cracovia y su visita resulta imprescindible debido a su importante papel en la historia.

El museo solamente cuenta con carteles en inglés bastante dispersos y resulta complicado seguir el hilo de las exposiciones, por lo que si queréis disfrutar a fondo del museo, es recomendable visitarlo con un guía.

http://www.cracovia.net/fabrica-oskar-schindler

La Barbacana (Barbakan) es la parte más interesante que se conserva de las fortificaciones medievales de Cracovia y una de las pocas construcciones de su estilo que se conservan en Europa.

Historia

Construida en 1499 en respuesta a la ocupación Otomana, la Barbacana cuenta con una planta circular de 25 metros de diámetro rodeada por un muro de varios metros de grosor compuesto por piedra y ladrillo, que a su vez está rodeado por un foso.

Un paseo por la Edad Media

A pesar de que solo se suben algunas escaleras y no hay demasiado que ver, resulta interesante realizar la visita combinada a la fortificación y las murallas para adentrarse en el pasado de la ciudad.

En la visita recorreréis el primer piso de la Barbacana a través de sus torres de vigilancia.

http://www.cracovia.net/barbacana

Basílica de Santa María

Construida en el siglo XIV en uno de los laterales de la Plaza del Mercado, la Basílica de Santa María (Kościoł Mariacki) es un imponente templo de estilo gótico que constituye uno de los monumentos más importantes y conocidos de Cracovia.

Sobre la basílica

La fachada de la basílica se encuentra flanqueada por dos torres de diferentes alturas. La torre más alta, decorada con una corona dorada, es conocida como “Hejnalica” y en el pasado funcionaba para informar sobre la apertura y cierre de las puertas de la ciudad además de los incendios y los ataques enemigos.

Actualmente la trompeta suena cada hora desde la torre entonando el “hejnal”, aunque la melodía se ve bruscamente interrumpida en recuerdo del trompetista que fue asesinado cuando trataba de alertar a los ciudadanos de la invasión de la ciudad.

En el interior de la basílica destaca especialmente un retablo de madera del siglo XV con más de 200 figuras talladas que, con 12 metros de longitud, es el más grande de toda Europa.

Una visita imprescindible

La Basílica de Santa María es uno de los monumentos más representativos de Cracovia y merece la pena brindarle una visita.

Durante los meses de verano es posible subir a la torre "Hejnalica" para ver la ciudad desde las alturas y acceder a la sala del mítico trompetista. Es una de las mejores vistas de Cracovia.

http://www.cracovia.net/basilica-santa-maria

Torre del Antiguo Ayuntamiento de Cracovia

Levantándose imponente con sus 75 metros de altura sobre la parte oeste de la Plaza del Mercado de Cracovia, la Torre del Antiguo Ayuntamiento (Wieza Ratuszowa) es la única parte que se conserva del antiguo ayuntamiento de la ciudad.

La torre fue construida en el siglo XIV con un estilo gótico utilizando ladrillo y piedra para formar parte del ayuntamiento, pero tras la demolición del mismo en 1820 se quedó tan sola como puede verse en la actualidad.

Visita a la torre

Tras atravesar la puerta vigilada por dos leones de piedra se accede a la torre para comenzar la ascensión de los 110 escalones de piedra que se elevan en su interior. La primera planta de la torre constituye uno de los espacios góticos más hermosos de la ciudad.

Continuando la ardua subida a través de las empinadas escaleras se accede a las plantas superiores donde se puede ver la maquinaria del antiguo reloj de la torre además de algunas fotografías históricas que ilustran el pasado de la ciudad.

Es posible asomarse a las pequeñas ventanas de la torre en una de las plantas, pero las vistas no son demasiado buenas debido al restringido tamaño por el que permiten asomarse.

En el sótano de la torre se encontraban las mazmorras de la ciudad y allí tenían lugar torturas en las que los interrogados se declaraban culpables aunque no lo fueran. Actualmente alberga un teatro.

Parte de la historia de Cracovia

La Torre del Antiguo Ayuntamiento es una parte importante de la historia de la ciudad y constituye uno de los lugares más importantes de Cracovia.

Para los que quieran subir para disfrutar de las vistas es importante remarcar que no son todo lo buenas que cabría esperar. El difícil acceso a través de las empinadas escaleras hace que no sea una visita apta para todos los públicos.

http://www.cracovia.net/torre-antiguo-ayuntamiento

Collegium Maius

Con una historia que comienza en el año 1400, el Collegium Maius es el edificio universitario más antiguo de Polonia y entre sus estudiantes más populares tuvo la fortuna de contar con Nicolás Copérnico.

El "Colegio Mayor" es un atractivo ejemplo de arquitectura gótica del siglo XV que cuenta con un agradable patio interior rodeado por arcadas construidas en ladrillo y piedra.

El Collegium Maius hoy

El edificio del Collegium Maius alberga el Museo de la Universidad Jagellónica, en el que se puede ver una extensa colección de instrumentos históricos utilizados para la astronomía, meteorología, cartografía, física y química, que se exponen a lo largo de las diferentes salas del edificio.

Perfecto para una pequeña visita

Una de las atracciones más especiales del Collegium Maius es su antiguo reloj localizado en el patio, en el que cada dos horas tiene lugar un peculiar desfile de tallas de madera acompañado por una agradable melodía.

Resulta interesante ver el reloj en funcionamiento, pero creemos que la visita al interior del colegio no es algo imprescindible, ya que se trata de una visita guiada que se hace algo larga.

http://www.cracovia.net/collegium-maius

Turismo en Cracovia: monumentos y lugares para visitar

Plaza del mercado (Rynek Glowny)

Es la plaza más famosa de la ciudad y, tanto en el pasado como en la actualidad, es el centro de actividad y el punto neurálgico del turismo de Cracovia.

Basílica de Santa María (Kosciol Mariacki)

Se encuentra en una esquina del Rynek y forma parte de la inconfundible imagen de la plaza. El edificio está construído mayormente en estilo gótico. La fachada tiene un pórtico de estilo barroco que da acceso al templo ademas de sus dos características dos torres de diferentes alturas.

Iglesia de Santa Bárbara (Kosciol Sw.Barbary)

Esta iglesia está al lado de la basílica. La nave se comenzó a construir en el siglo XIV pero la decoración actual es posterior, del período barroco.

Monumento a Adam Mickiewicz (Pomnik Adama Mickiewicza)

Adam Mickiewicz fue un poeta y patriota polaco que inició el movimiento romántico en Polonia. Toda su vida luchó por la independencia de su pais respecto a Rusia, murió en Constantinopla en el año 1855 y sus restos se trasladarían años despues a Cracovia para ser enterrados en la catedral de Wawel. La estatua de bronce que se levantó en su honor en la plaza del mercado.

Basílica de Santa María en la Plaza del Mercado de CracoviaBasílica de Santa María

Edificio de la Lonja de los Paños (Sukiennice)

Ocupa el centro del Rynek

Iglesia de San Adalberto (Kosciol Sw.Wojciecha)

Ocupa otra esquina de la Plaza del Mercado, la que da acceso a la calle Grodzka. Es la primera iglesia levantada en Cracovia, el edifico primigenio se construyó en madera en el siglo X para luego ser reconstruído en piedra en el siglo XII. A lo largo de los siglos se reformaría hasta conseguir el aspecto que tiene en la actualidad.

Torre del Ayuntamiento (Wieza Ratuszowa)

Esta torre que se encuentra en la Plaza del Mercado es el único resquicio que queda del antiguo ayuntamiento construído en el siglo XIV. La entrada para subir a la torre y contemplar las vistas de la ciudad cuesta 5 PLN.

Palacio Krzysztofory (Palac Krzysztofory)

Via Real

Plaza Matejki

Barbacan (Barbakan)

Murallas

Puerta de San Florian (Brama Florianska)

Calle San Florian (Ulica Florianska)

Antro de Michalik (Jama Michalikowa)

Casa Jan Matejko (Dom Jana Matejiki)

Calle Grodzka

Iglesia de San Pedro y San Pablo

Iglesia de San Andrés (Kosciol Sw.Andrzeja)

Colina de Wawel

Castillo de WawelCastillo de Wawel

La colina de Wawel está pasando la Plaza del Mercado

Castillo Real

Está construído en la colina de Wawel en donde se encuentra un conjunto de edificios

Catedral de Wawel

Es un edificio anexo al Castillo Real

Cueva del dragón

Desde la colina de Wawel es posible bajar hasta el paseo del río a través de la gruta en la que según la leyenda vivía el dragón. Según esta, el Rey Krak recompensaría a aquella persona que librase a la ciudad de la amenaza del dragón que vivía en el interior de la colina, sería un pastor que, llenando una oveja de azufre y alquitrán de modo que una vez que se la comió, al monstruo le entró tanta sed que bajó al río a beber y explotó con toda el agua que se bebió.

A la salida de la gruta uno se encuentra con una estatua del dragón que cada pocos minutos escupe fuego por la boca.

Barrio judío (Kazimierz)

Barrio de kazimierz en Cracovia

Antiguamente Kazimierz era una ciudad independiente de Cracovia a donde se trasladaría a la población judía despues de la persecución que sufrió esta comunidad a finales del siglo XV y que se integraría con la población cristiana de la ciudad. A medida que pasa el tiempo, la población iría creciendo con mas judíos que llegaban de otras partes de Europa huyendo de las persecuciones. A finales del siglo XVIII, Kazimierz pasó a ser un barrio más de Cracovia.

Antes de la II Guerra Mundial la población de este barrio ascendía a unos cincuenta mil habitantes y, en la actualidad, es un sitio muy recomendable para visitar en Cracovia por su especial atmósfera y arquitectura. En 1989 el director de Steven Spielberg rodaría algunas escenas de su película "La lista de Schindler" en este barrio.

Museos en Cracovia

Museo Nacional de Cracovia (Muzeum Narodowe)

Al. 3 Maja, 1. El museo se encuentra en un edificio

Museo de los Príncipes Czartoryski

Ul. Sw Jana, 19. Los Príncipes Czartoryski son descendientes de los Jagelon y es en el siglo XIX cuando Izabela Czartoryska comienza a reunir su colección de obras de arte. Durante la II Guerra Mundial el museo sería saqueado por los nazis y en el período inmediatamente posterior a la Guerra el museo se nacionaliza y se van recuperando al menos una parte de las piezas que antes había. Terminada la dictadura comunista en Polonia uno de los herederos recupera para sí los derechos del museo aunque está abierto al público.

El museo acoge obras de arte como el lienzo La dama del armiño de Leonardo da Vinci.

Los Jueves entrada gratis.

Museo de la Farmacia

Museo de la Catedral (Muzeum Katedralne)

Exposición Wawel Perdido (Zaginiony)

Museo Stanislaw Wyspianski (Muzeum Stanislawa Wyspianskiego)

Ul. Szczepanska, 11. El museo está dedicado a la obra del artista Stanislaw Wyspianski y al moviento de arte modernista polaco que él encabezaba a finales del siglo XIX y comienzos del XX. El museo cuenta además con una colección de fotografías antiguas de Cracovia.

Los Domingos entrada gratis.

Museo Arqueológico (Muzeum Archeologiczne)

Ul. Poselska, 3.

Gratis los Domingos.

Museo del Arzobispado (Muzeum Archdiecezjalne)

Ul. Kanoniczna, 21. Se exponen exculturas religiosas y otras colecciones de arte sacro pero por lo que es visitado es por el hecho de haber sido por unos años la residencia de Karol Wojtyla (el Papa Juan Pablo II), por lo que se puede visitar su habitación en donde está expuesto su mobiliario y algunos de sus objetos personales.

Los Martes entrada gratis.

Casa de Josef Mehoffer (Dom Joseffa Mehoffera)

La mansión perteneció al pintor Josef Mehoffer (1869-1946)

Centro de Arte de Técnica japonesa Manggha

Ul. Kolnopnickiej, 26. Este museo pertenece a la Fundación Kyoto-Cracovia y tiene la finalidad de dar a conocer la cultura japonesa. Se encuentra en un moderno edificio en la otra orilla del río frente al castillo.

La entrada cuesta unos 5 PLN.

htt://www.manggha.krakow.pl

Lugares de interés cerca de Cracovia

Mina de sal de Wieliczka

Wielicka es una pequeña población situada a unos 10 Km de Cracovia y en donde se encuentra una mina de sal que se lleva explotando desde el siglo XIII y fue una fuente de riqueza para Polonia dado el gran valor que en la antiguedad tenía este mineral.

La mina fue declarada en 1978 Patrimonio Mundial por la Unesco. Llega a alcanzar los 320 metros de profundidad y cuenta con unos 300 Km de galerías aunque el recorrido para los visitantes es de unos 3 Km. La visita se hace a través de un recorrido a través de galerías que unen diferentes cámaras y salas en donde se pueden encontrar figuras y relieves tallados en la roca por los propios mineros. Se encuentra también una gran capilla tallada en la roca hasta el último detalle con sus escalinatas, estatuas, relieves e incluso lámparas adornadas con cristales de sal. Otra cámara está habilitada para celebrar conciertos, un museo, restaurante e incluso hay una sala que es un centro de tratamiento para personas que sufren enfermedades respiratorias debido a las propiedades beneficiosas del aire del interior de la mina.

Desde Cracovia, para llegar a la mina se puede tomar un autobus que va hasta Wielicka y que sale cerca de la estación de trenes, en la calle Pawia. La entrada cuesta unos 40 PLN y la visita es imprescindible hacerla acompañado de guía por lo que hay que esperar en el vestíbulo a que haya cierto número de personas para formar un grupo y poder bajar. Las visitas se hacen en diferentes idiomas pero si no tenemos problema con el inglés tanto mejor, ya que las visitas en español son más escasas.

Se recomienda llevar ropa adecuada ya que en el interior la temperatura es de unos 15ºC. Si bien el descenso se hace por unas escaleras, el regreso a la superficie se hace por un ascensor típico de mina que a algunos les puede resultar un tanto claustrofóbico.

Si se visita Cracovia la visita a la mina de sal es casi imprescindible por su espectacularidad y ser una visita bastante diferente a lo que estamos acostumbrados a ver.

Página oficial de las minas de sal (en inglés y polaco): http://www.kopalnia.pl

Campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Auschwitz es el nombre en alemán de la pequeña población que se encuentra a 60 Km de Cracovia llamada Oswiecim tristemente conocida por albergar el mayor complejo de exterminio de la II Guerra Mundial.

Wadowice

Si estamos interesados en la figura del que fuera el Papa Juan Pablo II se puede visitar esta pequeña localidad industrial a 40 Km de Cracovia. Karol Wojtyla nació en 1920 en este pueblo y aquí vivió su juventud en una casa que está en la calle Koscielna, 7 y que hoy en día está abierta a los visitantes. La entrada es gratuíta.

Nowa Huta

Hoy en día es un barrio a unos 10 Km del centro de Cracovia y fue construído entre los años 1949 y 1951 para ser el "paraíso del trabajador" y un logro del socialismo. La ciudad fue diseñada por las autoridades comunistas como un enorme complejo industrial y residencial para funcionar como una ciudad independiente de Cracovia.

Seguramente es el máximo exponente del realismo-social en Polonia. El origen de la ciudad tiene un trasfondo ideológico, ya que al terminar la guerra los comunistas encontraron en Cracovia una gran oposición al nuevo régimen, por lo que se construye esta ciudad para atraer a miles de trabajadores y campesinos a los que se les ofrece vivienda y trabajo en las grandes factorías allí instaladas. Pero en el trascurso de los años este lugar se convertirá en un foco de confrontación y oposición al régimen entre los obreros y los comunistas.

Desde el centro de Cracovia se puede llegar tomando los tranvías 4, 5, 10, 15.

http://www.holapolonia.com/cracovia.html

Cracovia (Acerca de este sonido /ˈkrakuf/ (?·i), en polaco: Kraków) es la capital del voivodato de Pequeña Polonia (Województwo małopolskie) y una de las ciudades más grandes, antiguas e importantes de Polonia. Con una población de 760.000 habitantes (3 millones en el área metropolitana de Cracovia), está situada en las márgenes del río Vístula.

Cracovia tradicionalmente ha sido uno de los centros económicos, científicos, culturales y artísticos del país. Durante gran parte de la historia polaca fue la capital del país. Por eso, todavía es el corazón de Polonia para muchos polacos. Actualmente, Cracovia es un centro muy importante del turismo local e internacional, con más de ocho millones de turistas al año. El centro histórico de Cracovia fue declarado, junto con el centro histórico de Quito, como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1978. Fue Capital Europea de la Cultura en el año 2000.

Cracovia será la sede del Campeonato Mundial de Voleibol en 2014 y del Campeonato Europeo de Balonmano de 2016. La ciudad ha sido también escogida como la Ciudad Europea del Deporte para el año 20141 y como la sede de la Jornada Mundial de la Juventud del año 2016.

Etimología

Tradicionalmente el nombre de Cracovia deriva de Krakus (Krak, Grakch), el legendario fundador de la ciudad y gobernante de la tribu de los Lechitians (Polacos). En polaco, Kraków es una forma posesiva arcaica de Krak y, esencialmente, significa "(la ciudad) de Krak". El nombre de Krakus puede derivar de "krakula", una palabra protoeslava para el bastón de un juez, o de la palabra protoeslava "krak", que significa roble, árbol considerado sagrado y a menudo asociado con el concepto de la genealogía.

La primera mención al Príncipe Krakus (entonces escrito Grakch) data de 1190, aunque la ciudad existía ya en el siglo VII, habitada por la tribu de Wiślanie.

El nombre completo oficial de la ciudad, usado en las ocasiones ceremoniales, es Real Ciudad Capital de Cracovia. El gentilicio de Cracovia es Cracoviano.

La ciudad se conoce en checo y eslovaco como Krakov, en lituano como Krokuva, en húngaro como Krakkó, en alemán como Krakau, en latín como Cracovia y en francés como Cracovie. En ucraniano y yidis se conoce como Krakiv y Kroke, respectivamente.

http://es.wikipedia.org/wiki/Cracovia

http://pl.wikipedia.org/wiki/Kraków

http://en.wikipedia.org/wiki/Kraków

Pinche para ver las Fuentes seleccionadas

Vídeo:

Web recomendada: http://www.krakow.pl/otwarty_na_swiat_es

Contador: 3105

Inserción: 2014-06-28 17:45:24

 

Contenido relacionado:

comments powered by Disqus

Visitas

RSSrss

Más visitados

Incorporaciones

Comentarios

Photos and Texts are copyrighted by their owners

twittermobile phoneenglish versionVídeos

Estadísticas

Estadísticas Puertos/Aeropuertos
Récords Mundiales

MEGACONSTRUCCIONES.NET