Ciudad GuayanaCiudad Guayana

Inicio Volver Buscador Av. Google Maps Otras WEBS

.

Nombre:

Catedral de Vic

Otro: Catedral de San Pedro de Vic

Localización:

Tipo: Edificios Religiosos

Categoría:

Foto:

Voto:

Ratio 5/5 (1 Voto)

Continente: Europa

País: España

Localización: Vic, Barcelona

Año: 1781-1803

Estado: Terminado

Descripción:Catedral de San Pedro

Dirección: Plaza de la Catedral

La catedral inicial fue construida entre 1018 y 1046 en estilo románico, siendo consagrada en 1038 por el arzobispo Wifredo de Narbona.

De esta etapa se conservan la torre del campanario y la cripta, cuyos capiteles pertenecen a un templo anterior.

El claustro data del siglo XIV, destacando de él la columnación y los capiteles, en un marcado estilo gótico.

A este estilo pertenece también el retablo mayor, aunque de un gótico más tardío, ya que data del siglo XV. Ya en el barroco se incluye la capilla de San Bernardo.

Sin embargo, la mayor ampliación se produce entre 1781 y 1803, período en el que se realiza la remodelación del templo con su actual carácter neoclásico.

De esta etapa data la actual portada de la catedral.

La fachada de la catedral pertenece a la remodelación de 1803, presentando una aspecto neoclásico.

En su parte superior, se sitúa un rosetón central, flanqueado por dos ventanas.

Cada entrada de luz se corresponde en la parte inferior de la fachada con una portada.

Destaca la central, que descansa sobre dos pares de columnas dóricas y sobre la que se sitúa una figura de la virgen.

Las tres portadas contienen arquivoltas de la antigua fachada románica.

El campanario es de mediados del siglo XI, y presenta rasgos del románico lombardo.

Su planta es cuadrada, manteniendo su forma desde los cimientos, hasta la parte superior, a 46 metros de altura.

Está dividido en seis pisos o cuerpos, separados por franjas de piedra entre los que se sitúan los ventanales.

Lo primero que destaca del interior del templo son las extensas pinturas murales de Josep Maria Sert, que representan escenas evangélicas como la Redención, y que datan de 1930.

En la girola de la catedral, tras el actual retablo mayor, se conserva el primitivo, de estilo gótico. Del 1420, es obra de Pere Oller. Está dedicado a Santa María y a San Pedro, y junto a él se encuentra la tumba del obispo Oliba.

El claustro se sitúa al lado de la catedral, y está formado por dos pisos. El superior es del siglo XIV, de estilo gótico y se atribuye a los maestros Despuig, Lardenosa y Valls.

Destaca el labrado de los capiteles de sus columnas. El inferior, del siglo XII y de estilo románico, contiene en su centro una escultura del filósofo Jaime Balmes, realizada por Josep Bover en 1865.

Desde este piso se accede a la sala capitular, del siglo XIV, de la que destaca su bóveda octogonal que trasmite el peso a los muros de planta cuadrada.

La cripta de la catedral es lo único, junto al campanario, que se mantiene de la catedral románica inicial.

Su consagración se realizó en 1038, y los capiteles de sus columnas son aún más antiguos, habiendo pertenecido a la antigua catedral prerrománica.

http://www.viajespana.es/provincia-de-barcelona/vic/edificios-religiosos/

Catedral de Vic

Vic conserva un importante conjunto monumental e histórico que abarca desde la época romana hasta nuestros días. El monumento más antiguo es el templo romano pero, sin duda, el más destacado es su catedral. Ésta, consagrada a San Pedro, fue el centro alrededor del cual se desarrolló el núcleo urbano a finales del siglo IX, Vicus Ausonae, de donde proviene el nombre de Vic.

Conjunto catedralicio de Vic, Barcelona

La catedral es, actualmente, un edificio neoclásico de gran valor, pero sus orígenes son altomedievales, y en 1931 fue declarado monumento nacional.

Una primera catedral existía ya en 516, cuando se tienen noticias del primer obispo de Vic, Cinidio; ésta fue destruida por los sarracenos durante el siglo IX, y consagrada de nuevo en 890 tras la dotación realizada por el rey Otón I; en 985 fue ampliada la construcción, y sobre ella erigió el abad Oliba en 1038 la obra románica, de la que se sabe que poseía un baptisterio o iglesia de planta central similar a los italianos contemporáneos, una nave de amplio transepto con cinco ábsides y un esbelto campanario. Mención especial merece el edificio circular, conocido popularmente como la "Redonda", y que estaba consagrado a Santa María.

La iglesia catedral

Campanario románico lombardo de la catedralDel edificio románico se conservan la cripta y la torre, de planta cuadrada y multitud de pisos con ventanas, con decoración de arcos y bandas lombardas separados por frisos de esquinillas. Acabada en 1068, sus 40 metros de altura y 8 de anchura sirvieron de modelo a otras torres similares de la comarca.

En cuanto a la cripta, es el elemento más antiguo del conjunto, con tres naves separadas por columnas que sustentan las bóvedas de crucería y en la que se han reutilizado capiteles anteriores de tipo califal, fechados hacia 975.

Este elemento fue ampliado en la segunda mitad del siglo XII con la incorporación de tres tramos occidentales; cegada en 1782, la cripta fue descubierta tras unas excavaciones llevadas a cabo en 1943. Su pavimento también es el original del siglo XII, con tres círculos concéntricos alrededor de un disco central.

Portada de la catedral de VicEl edificio catedralicio, por su parte, es bastante posterior, obra de Josep Moretó i Codina, que lo levantó en estilo neoclásico entre 1781 y 1803, integrando en la construcción la capilla de San Bernardo Calbó, junto al campanario, y el muro septentrional del siglo XVII; la mencionada capilla, de época barroca, había sido levantada entre 1633 y 1728. En el interior, de tres naves y sobrias líneas, destacan los esbeltos pilares de planta cuadrada y con decoración de estrías en los fustes, rematados con grandes capiteles corintios sobre los que se levantan las estructuras que soportan las bóvedas. Para el pavimento se aprovecharon algunos elementos de la antigua fachada románica, a la vez que otros desaparecieron en manos de particulares y se encuentran actualmente dispersos, algunos conservados en el Museo Episcopal. Este interior se vio enriquecido durante el siglo XX con un monumental conjunto de pinturas murales realizadas por José María Sert entre 1940 y 1945; la decoración se centra en los temas evangélicos, con una impresionante combinación de tonos dorados y cortinajes rojos. En el interior se conservan también importantes obras, como el retablo mayor de alabastro, realizado por Pere Oller entre 1420 y 1427. En la capilla de San Bernardo Calbó, además, se guarda una valiosa pieza de orfebrería, una urna de plata obra de Joan Matons.

El Claustro y otras dependencias

Adosado a la iglesia se levanta el claustro, inicialmente construido entre 1318 y 1400 sobre el anterior románico. Sus grandes arcadas góticas en grupos de tres arcos sobre columnillas, presentan valiosos capiteles esculpidos con temas bíblicos y hagiográficos, amén de otros con decoración vegetal. Con la construcción de la nueva catedral, fue desmontado y en gran parte modificado para hacerlo de unas dimensiones algo más reducidas; con las arcadas sobrantes se realizó una galería en el ala meridional, frente al río Mèder.

Pero el conjunto de obras más importantes de la catedral de Vic reside en otras dependencias: por un lado, sobre el claustro, se había construido un segundo piso que alberga actualmente los Archivos Diocesanos y la Biblioteca Episcopal. En esta última se guardan algunos de los más valiosos manuscritos miniados procedentes del scriptorium, activo en Vic desde la época carolingia y que jugó un papel destacado durante la época románica. Además, en los últimos años se ha llevado a cabo la remodelación del Museo Episcopal, levantado al lado de la catedral. Aunque no se trate de un elemento catedralicio propiamente dicho, su visita es inexcusable, pues conserva una de las más importantes muestras de arte religioso medieval del país, enriquecido por colecciones arqueológicas, de orfebrería, numismática y cerámica, entre otras.

El Museo Episcopal de Vic

Fundado en 1861 por el obispo José Morgades inicialmente en las dependencias levantadas sobre en claustro, en 1962 el Museo Episcopal fue declarado monumento histórico-artístico. Entre todas sus piezas, destacan las formidables series de obras pictóricas y escultóricas góticas, con retablos, cruces e imágenes, así como, por encima de todas ellas, su colección de conjuntos murales románicos procedentes de las iglesias de la diócesis, elementos de escultura en piedra, tallas en madera y pinturas sobre tabla. Algunas de esas piezas corresponden a la primitiva catedral, como elementos procedentes de la fachada o elementos procedentes del ajuar funerario de San Bernardo Calbó (1180-1243), como vestidos, un cáliz y una patena; monje cisterciense, fue obispo de Vic desde 1233 y participó en la conquista de Valencia acompañando a Jaime I.

La escultura aparece magníficamente representada por la portada de la iglesia de San Vicente de Malla, elementos procedentes de la catedral románica o los formidables descendimientos en madera de Erill-la-Vall y Durró (este último repartido con el museo de Barcelona), así como diversas Vírgenes con el Niño y majestades de los siglos XII-XIII.

Entre las pinturas murales figuran las procedentes de Sant Sadurní de Osormort (emparentadas con las de Saint-Savin-sur-Gartempe, en Francia), la Seu d"Urgell, el Brull o Sant Martí de Sescorts. Finalmente, el conjunto de obras pictóricas sobre tabla lo convierten, junto con el de Barcelona, en el museo más importante del mundo en este campo; entre los frontales más importantes podemos citar los de Santa Margarida Sescorts, El Coll, Lluçà, Dosmunts, Vidrá, Espinelves, Puigbó, Sant Sadurní de Rotgers...

http://www.arteguias.com/catedral/catedralvic.htm

El obispado de Vic

El primer obispo de Vic, Cinidi, se encuentra documentado el 516. No hay mucha más información del periodo posterior, entre otras la que nos dice que a raíz de la invasión sarracena (718) el templo fue destruido. El obispado se restauró con la repoblación de la comarca llevada a cabo por el conde Guifré el Pelós (878). Vic quedó dividido en dos sectores, uno bajo el dominio condal, en la parte alta y centrada por el castillo-palacio, y el otro que quedó sometido al poder episcopal. El obispado, en cierto modo dependiente de Narbona, se restauró el 886.

Las iglesias episcopales

Se tiene constancia de diversas iglesias que posiblemente formaban un conjunto episcopal, de manera análoga a la de otros lugares. Por una parte se sabe que hacia el 925 se consagró la iglesia de Sant Pere, que como mínimo en 952 existía la iglesia de Santa Maria y que también a mediados de del siglo X se consagró la iglesia de Sant Miquel.

Una nueva catedral dedicada a Sant Pere fue levantada de nuevo y consagrada el 1038 por el obispo Oliba, en esta operación desapareció la iglesia de Sant Miquel. Esta iglesia de Sant Pere fue reconstruida entre el 1140 y 1180, dejando un edificio de nave única, con crucero y campanario independiente.

Entre el 1323 y 1400 se construyó un claustro nuevo, gótico, sobre el antiguo de época románica. Mucho más adelante, el 1782, se decidió ampliar la catedral que había quedado pequeña. Finalmente se optó por levantarla de nuevo, operación que implicó también la destrucción de la iglesia redonda de Santa Maria situada enfrente.

La canónica

Es de suponer que la canónica episcopal de Vic existiese antes de la invasión sarracena, pero no hay constancia de ella hasta la recuperación del territorio. Las primeras noticias no empiezan a aparecer hasta el 881. El primer arcipreste fue Gotmar, más adelante obispo de Vic. En esta época se encuentran referencias indirectas debido a su participación, junto con el obispo, en consagraciones de parroquias de la diócesis.

El año 957 el obispo Guadamir decide reformar esta canónica debido al estado de decadencia en que se encontraba. Le otorga bienes materiales además de dejar constancia de que se seguía la regla aquisgranense. El final de este siglo viene marcado por una serie de luchas internas que no favorecen en nada la vida comunitaria. De hecho los canónigos vivían en casas privadas con su servicio, privilegio que defendieron y del que gozaron durante muchos años. Después de diversos intentos para enderezar las cosas, finalmente el 1082 se logró imponer una cierta disciplina, a pesar de que la nueva situación no fue seguida por la totalidad de los miembros de la canónica: los miembros jóvenes practicaban la vida comunitaria mientras que los antiguos canónigos no querían renunciar a sus privilegios: de hecho la canónica quedó dividida en dos comunidades, la más estricta pasó a Santa Maria de l'Estany el 1080.

En los siguientes años no se llegó a enderezar totalmente la organización de la comunidad; los canónigos mantenían ciertos privilegios, conservaban rentas y hasta el siglo XIV tenían el derecho de elegir obispo. Detrás la catedral aún se conserva en parte una antigua construcción donde los canónigos tenían una hospedería y hospital de peregrinos.

La catedral actual

El actual templo catedralicio es una construcción que conserva elementos de diversas épocas, a pesar de que el grueso de la obra es el resultado de la reconstrucción hecha a finales del siglo XVIII siguiendo un proyecto de Josep Moretó.

La parte más antigua es la cripta, ya existente en el siglo IX y ampliada al siglo XII, fue redescubierta el 1941 y se pueden ver una serie de capiteles antiguos. El campanario es el de la época del obispo Oliba (s. XI), tiene oberturas que se van haciendo más amplias a medida que se gana altura. También cabe destacar un claustro gótico construido sobre los restos de otro anterior, este claustro se desmontó y rehizo durante la construcción de la iglesia actual. También se conserva en muy buen estado el antiguo retablo mayor, obra de alabastro del escultor Pere Oller. En el Museo Episcopal se ha recogido un amplio conjunto de escultura de época románica procedente del antiguo edificio. Por otra parte también se conservan bellos ejemplos de la producción del escritorio vinculado a la canónica.

Los muros interiores de la catedral están decorados con pinturas murales de Josep Maria Sert realizadas entre el 1939 y 1945 en sustitución de los que había hecho él mismo entre el 1926 y 1930, que se perdieron en un incendio al inicio de la Guerra de España, el 1936.

http://www.monestirs.cat/monst/osona/cos48cate.htm

La Catedral de San Pedro (en catalán Sant Pere) de Vich es un templo católico español situado en la localidad del mismo nombre, provincia de Barcelona, atraviesa en sus estilos gran parte de la historia arquitectónica europea, desde el románico, hasta el neoclásico, pasando por el gótico pleno, el tardío y el barroco. El edificio es actualmente sede de la diócesis de Vich.

https://es.wikipedia.org/wiki/Catedral_de_San_Pedro_de_Vich

https://ca.wikipedia.org/wiki/Catedral_de_Vic

http://www.museuepiscopalvic.com/

http://www.foroxerbar.com/viewtopic.php?t=8096

http://maravillasdeespana.blogspot.com.es/2015/11/cataluna-vicel-museo-diocesano-y-la.html

https://www.flickr.com/photos/eltb/albums/72157631396052294

https://www.flickr.com/photos/monestirspuntcat/sets/72157626629878248

http://www.festacatalunya.cat/articles-mostra-5657-cat-pintures_den_sert.htm

http://www.festacatalunya.cat/articles-mostra-5656-cat-capelles_laterals.htm

Vídeo:

Web recomendada:

Contador: 698

Inserción: 2016-08-09 18:15:39

 

Contenido relacionado:

comments powered by Disqus

Visitas

RSSrss

Más visitados

Incorporaciones

Comentarios

Photos and Texts are copyrighted by their owners

twittermobile phoneenglish versionVídeos

Estadísticas

Estadísticas Puertos/Aeropuertos
Récords Mundiales

MEGACONSTRUCCIONES.NET